Molinar de Jáchal en Pampa del Chañayar

El molino de la familia Reyes es un complejo edilicio de alto valor ambiental, construido en austeras formas con muros de adobe y techos de caña y barro, en torno a un gran patio con viscos (árbol típico de la región) alrededor del cual se ubican la casa del propietario (la misma familia Reyes, que aún reside allí), depósitos y otras construcciones anexas -entre las que se destaca la herrería, que conserva antiguas herramientas de producción, tales como el soplador de cuero de la fragua. Este molino funcionó hasta 1970 y hoy conserva todas las maquinarias originales junto al canal que, atravesando el conjunto por debajo, proveía la energía para su funcionamiento.

El molino de Santa Teresa o de Sardiña es uno de los conjuntos edilicios más destacados del molinar de Jáchal, aún en actividad. A la construcción original de la primera mitad del siglo XIX fueron agregándose otras, como la habitación para los carreros que debían esperar turno para la molienda. El espacio central del molino, de doble altura, aún muestra la maquinaria rústica utilizada para mover las “muelas” o piedras que producían la molienda, accionada por una rueda de grandes dimensiones (6 metros de diámetro).

Fuente: Comisión Nacional de Monumentos, de Lugares y de Bienes Históricos

Anuncios